Decretos, Declaraciones Apostólicas y Proféticas; Herejía o revelación nueva; Juzgue usted por la palabra de DIOS.

La palabra decreto aparece 66 veces en la Biblia, 63 de ellas en el antiguo testamento, 3 en el nuevo testamento; JESUS EL UNIGENITO DEL PADRE, nunca utilizo esa palabra para enseñar doctrina a sus discípulos, en el evangelio no existe esta palabra.

Veces que aparece en el nuevo testamento:
===============================
Hechos 17:7 Decreto de Cesar.
Colosenses 2:14 La anulación del acta de los decretos.
Hebreos 11:23 Recordatorio del decreto del Rey de Egipto, cuando mando a matar todos los niños y dejaran vivas las niñas.

En la mayoría de las veces que aparece en el viejo testamento, es con relación a los estatutos y decretos que Jehová dio a Moisés para que se lo declarase al pueblo, para revelar la doctrina que el pueblo debía guardar, ósea que guardara la palabra de DIOS, que anduvieran en sus decretos y estatutos, que obedecieran a Jehová de todo su Corazón.

En otras ocasiones es mencionada en los decretos de los reyes:
=============================================
2 Crónicas 36:21 Decreto de Ciro para la construcción de la casa de Jehová
Esdras 6:1 Decreto de Ciro para la construcción de la casa de Jehová
Esdras 6:11 Advertencia contra los que no quisieran cumplir el decreto
Esdras 6:12 Decreto de Darío para la construcción de la casa de Jehová
Daniel 3:29 Decreto de Nabucodonosor.
Ester 1:19 Decreto para destituir a vasti de reina y buscar otra mujer para hacerla reina.
Ester 1:20 Decreto para que las mujeres honren a sus maridos.
Ester 2:8 Divulgación del decreto
Ester 4:3 Decreto para destruir a los judíos
Ester 4:8 Publicación del decreto en las provincias
Ester 8:1 Decreto de Asuero a favor de los judíos.
Ester 8:13 Publicación del decreto en cada provincia del reino.
Ester 9:1 El día que debía ser cumplido el decreto para destruir a los judíos.

Todo lo que Moisés escribió, lo recibió directamente de Jehová:
==============================================
Deuteronomio 5:30-31 Ve y diles: Volveos a vuestras tiendas. Y tú quédate aquí conmigo, y te diré todos los mandamientos y estatutos y decretos que les enseñarás, a fin de que los pongan ahora por obra en la tierra que yo les doy por posesión.

El decreto del PADRE Sobre el Hijo:
===========================
Salmos 2:6-7 Pero yo he puesto mi rey, Sobre Sion, mi santo monte. Yo publicaré el decreto; Jehová me ha dicho: Mi hijo eres tú; Yo te engendré hoy.
“Y se cumplió en después que fue bautizado.”
Mateo 3:17 Y hubo una voz de los cielos, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia.

Jesús nunca se auto declaró hijo de DIOS, si no que EL PADRE decreto esto sobre su hijo, CRISTO solo publico lo que el PADRE había dicho, no se decreto sobre EL.

Mateo 17:5 Mientras él aún hablaba, una nube de luz los cubrió; y he aquí una voz desde la nube, que decía: Este es mi Hijo amado, en quien tengo complacencia; a él oíd.

*********************************************************************

Por otra parte la palabra declarar, Aparece 141 veces en toda la Biblia, 120 En el antiguo testamento, 21 en el nuevo testamento.

Los siervos que utilizaron esta palabra eran para declarar cosas que ya previamente se conocen o han ocurrido en tiempo pasado. Los profetas la utilizaron para declarar las cosas que ya Jehová les había revelado, sea del presente, del futuro o del pasado.

En la época de Moisés fue usada esta palabra de la siguiente manera:
=================================================
“Cuando el pueblo decidió seguir a Jehová.”
Deuteronomio 26:17 Has declarado solemnemente hoy que Jehová es tu Dios, y que andarás en sus caminos, y guardarás sus estatutos, sus mandamientos y sus decretos, y que escucharás su voz.

“Esto era como una confesión, el siervo de Jehová confesaba lo que Jehová había hecho con EL.”
Deuteronomio 26:3 Y te presentarás al sacerdote que hubiere en aquellos días, y le dirás: Declaro hoy a Jehová tú Dios, que he entrado en la tierra que juró Jehová a nuestros padres que nos daría.

Deuteronomio 5:5 Yo estaba entonces entre Jehová y vosotros, para declararos la palabra de Jehová; porque vosotros tuvisteis temor del fuego, y no subisteis al monte. Dijo:

“Moisés espera la palabra de Jehová para hacer cualquier cosa, lo vemos cuando uno blasfemo el nombre de YHWH.”
Levítico 24:12 Y lo pusieron en la cárcel, hasta que les fuese declarado por palabra de Jehová.

“Elías esperaba la palabra de Jehová.”
1 Reyes 18:36 Cuando llegó la hora de ofrecerse el holocausto, se acercó el profeta Elías y dijo: Jehová Dios de Abraham, de Isaac y de Israel, sea hoy manifiesto que tú eres Dios en Israel, y que yo soy tu siervo, y que por mandato tuyo he hecho todas estas cosas.

“También cuando encontraron uno recogiendo leña en día de reposo.”
Números 15:34 y lo pusieron en la cárcel, porque no estaba declarado qué se le había de hacer.

“Los sacerdotes tenían la autoridad para declarar inmundo o limpio.”
Levítico 14:48 Más si entrare el sacerdote y la examinare, y viere que la plaga no se ha extendido en la casa después que fue recubierta, el sacerdote declarará limpia la casa, porque la plaga ha desaparecido.

Levítico 13:59 Esta es la ley para la plaga de la lepra del vestido de lana o de lino, o de urdimbre o de trama, o de cualquiera cosa de cuero, para que sea declarada limpia o inmunda.
“Los padres para contarle a los hijos las cosas pasadas.”
Deuteronomio 32:7 Acuérdate de los tiempos antiguos, Considera los años de muchas generaciones; Pregunta a tu padre, y él te declarará; A tus ancianos, y ellos te dirán.

Josué 4:22 declararéis a vuestros hijos, diciendo: Israel pasó en seco por este Jordán.

Hay una advertencia fuerte para toda persona, pero más para los que hablan en nombre de Jehová o para los que quieren declarar el futuro.
==========================================
Isaías 44:7 ¿Y quién proclamará lo venidero, lo declarará, y lo pondrá en orden delante de mí, como hago yo desde que establecí el pueblo antiguo? Anúncienles lo que viene, y lo que está por venir.

Jeremías 9:12 ¿Quién es varón sabio que entienda esto? ¿y a quién habló la boca de Jehová, para que pueda declararlo? ¿Por qué causa la tierra ha perecido, ha sido asolada como desierto, hasta no haber quien pase?

“Samuel declaraba las cosas que Jehová le revelaba.”
1 Samuel 9:15-17 Y un día antes que Saúl viniese, Jehová había revelado al oído de Samuel, diciendo: Mañana a esta misma hora yo enviaré a ti un varón de la tierra de Benjamín, al cual ungirás por príncipe sobre mi pueblo Israel, y salvará a mi pueblo de mano de los filisteos; porque yo he mirado a mi pueblo, por cuanto su clamor ha llegado hasta mí. Y luego que Samuel vio a Saúl, Jehová le dijo: He aquí éste es el varón del cual te hablé; éste gobernará a mi pueblo.

1 Samuel 9:27 Y descendiendo ellos al extremo de la ciudad, dijo Samuel a Saúl: Di al criado que se adelante (y se adelantó el criado), mas espera tú un poco para que te declare la palabra de Dios.

1 Samuel 15:16 Entonces dijo Samuel a Saúl: Déjame declararte lo que Jehová me ha dicho esta noche. Y él le respondió: Di.

“Eliseo declaraba la palabra que Jehová le revelaba.”
2 Reyes 6:12 Entonces uno de los siervos dijo: No, rey señor mío, sino que el profeta Eliseo está en Israel, el cual declara al rey de Israel las palabras que tú hablas en tu cámara más secreta.

“Nehemías hizo saber como DIOS había hecho prosperar su camino.”
Nehemías 2:18 Entonces les declaré cómo la mano de mi Dios había sido buena sobre mí, y asimismo las palabras que el rey me había dicho. Y dijeron: Levantémonos y edifiquemos. Así esforzaron sus manos para bien.

“No todos pueden ser maestros.”
Santiago 3:1 Hermanos míos, no os hagáis maestros muchos de vosotros, sabiendo que recibiremos mayor condenación.

Esdras 7:10 Porque Esdras había preparado su corazón para inquirir la ley de Jehová y para cumplirla, y para enseñar en Israel sus estatus y decretos.

2 Pedro 2:1 Pero hubo también falsos profetas entre el pueblo, como habrá entre vosotros falsos maestros, que introducirán encubiertamente herejías destructoras, y aun negarán al Señor que los rescató, atrayendo sobre sí mismos destrucción repentina.

Judas 1:4 Porque algunos hombres han entrado encubiertamente, los que desde antes habían sido destinados para esta condenación, hombres impíos, que convierten en libertinaje la gracia de nuestro Dios, y niegan a Dios el único soberano, y a nuestro Señor Jesucristo.

“A los siervos se le advierte sobre las falsas doctrinas.”
Hebreos 13:9 No os dejéis llevar de doctrinas diversas y extrañas; porque buena cosa es afirmar el corazón con la gracia, no con viandas, que nunca aprovecharon a los que se han ocupado de ellas.

“Características de los falsos profetas: Hablan rebelión contra Jehová, apartan al pueblo de la doctrina Bíblica correcta, se sirven a su propios vientres, y hablan en nombre de Jehová cuando Jehová no ha hablado, ni le ha mandado que hable.”
Deuteronomio 13:5 Tal profeta o soñador de sueños ha de ser muerto, por cuanto aconsejó rebelión contra Jehová vuestro Dios que te sacó de tierra de Egipto y te rescató de casa de servidumbre, y trató de apartarte del camino por el cual Jehová tu Dios te mandó que anduvieses; y así quitarás el mal de en medio de ti.

Deuteronomio 18:20 El profeta que tuviere la presunción de hablar palabra en mi nombre, a quien yo no le haya mandado hablar, o que hablare en nombre de dioses ajenos, el tal profeta morirá.

Deuteronomio 18:22 si el profeta hablare en nombre de Jehová, y no se cumpliere lo que dijo, ni aconteciere, es palabra que Jehová no ha hablado; con presunción la habló el tal profeta; no tengas temor de él.

“Profeta enviados por Jehová.”
Jueces 6:8 Jehová envió a los hijos de Israel un varón profeta, el cual les dijo: Así ha dicho Jehová Dios de Israel: Yo os hice salir de Egipto, y os saqué de la casa de servidumbre.

1 Reyes 13:17 Porque por palabra de Dios me ha sido dicho: No comas pan ni bebas agua allí, ni regreses por el camino por donde fueres.

“Profetas que ha mintieron en nombre de Jehová.”
1 Reyes 13:18 Y el otro le dijo, mintiéndole: Yo también soy profeta como tú, y un ángel me ha hablado por palabra de Jehová, diciendo: Tráele contigo a tu casa, para que coma pan y beba agua.

Jeremías 23:17 Dicen atrevidamente a los que me irritan: Jehová dijo: Paz tendréis; y a cualquiera que anda tras la obstinación de su corazón, dicen: No vendrá mal sobre vosotros.

Jeremías 23:21-22 No envié yo aquellos profetas, pero ellos corrían; yo no les hablé, mas ellos profetizaban. Pero si ellos hubieran estado en mi secreto, habrían hecho oír mis palabras a mi pueblo, y lo habrían hecho volver de su mal camino, y de la maldad de sus obras.

Jeremías 23:25-26 Yo he oído lo que aquellos profetas dijeron, profetizando mentira en mi nombre, diciendo: Soñé, soñé. ¿Hasta cuándo estará esto en el corazón de los profetas que profetizan mentira, y que profetizan el engaño de su corazón?
Jeremías 23:27-28 ¿No piensan cómo hacen que mi pueblo se olvide de mi nombre con sus sueños que cada uno cuenta a su compañero, al modo que sus padres se olvidaron de mi nombre por Baal? El profeta que tuviere un sueño, cuente el sueño; y aquel a quien fuere mi palabra, cuente mi palabra verdadera. ¿Qué tiene que ver la paja con el trigo? dice Jehová.

Jeremías 23:29 ¿No es mi palabra como fuego, dice Jehová, y como martillo que quebranta la piedra?
Jeremías 23:30-31 Por tanto, he aquí que yo estoy contra los profetas, dice Jehová, que hurtan mis palabras cada uno de su más cercano. Dice Jehová: He aquí que yo estoy contra los profetas que endulzan sus lenguas y dicen: El ha dicho.
Jeremías 23:32 He aquí, dice Jehová, yo estoy contra los que profetizan sueños mentirosos, y los cuentan, y hacen errar a mi pueblo con sus mentiras y con sus lisonjas, y yo no los envié ni les mandé; y ningún provecho hicieron a este pueblo, dice Jehová.
Jeremías 23:33-34 Y cuando te preguntare este pueblo, o el profeta, o el sacerdote, diciendo: ¿Cuál es la profecía de Jehová? les dirás: Esta es la profecía: Os dejaré, ha dicho Jehová. Y al profeta, al sacerdote o al pueblo que dijere: Profecía de Jehová, yo enviaré castigo sobre tal hombre y sobre su casa.

Jeremías 28:6-9 Y dijo el profeta Jeremías: Amén, así lo haga Jehová. Confirme Jehová tus palabras, con las cuales profetizaste que los utensilios de la casa de Jehová, y todos los transportados, han de ser devueltos de Babilonia a este lugar.
Con todo eso, oye ahora esta palabra que yo hablo en tus oídos y en los oídos de todo el pueblo:
Los profetas que fueron antes de mí y antes de ti en tiempos pasados, profetizaron guerra, aflicción y pestilencia contra muchas tierras y contra grandes reinos. El profeta que profetiza de paz, cuando se cumpla la palabra del profeta, será conocido como el profeta que Jehová en verdad envió.

Jeremías 28:10-12 Entonces el profeta Hananías quitó el yugo del cuello del profeta Jeremías, y lo quebró. Y habló Hananías en presencia de todo el pueblo, diciendo: Así ha dicho Jehová: De esta manera romperé el yugo de Nabucodonosor rey de Babilonia, del cuello de todas las naciones, dentro de dos años. Y siguió Jeremías su camino. Y después que el profeta Hananías rompió el yugo del cuello del profeta Jeremías, vino palabra de Jehová a Jeremías, diciendo:

Jeremías 28:13-17 Ve y habla a Hananías, diciendo: Así ha dicho Jehová: Yugos de madera quebraste, mas en vez de ellos harás yugos de hierro. Porque así ha dicho Jehová de los ejércitos, Dios de Israel: Yugo de hierro puse sobre el cuello de todas estas naciones, para que sirvan a Nabucodonosor rey de Babilonia, y han de servirle; y aun también le he dado las bestias del campo. Entonces dijo el profeta Jeremías al profeta Hananías: Ahora oye, Hananías: Jehová no te envió, y tú has hecho confiar en mentira a este pueblo. Por tanto, así ha dicho Jehová: He aquí que yo te quito de sobre la faz de la tierra; morirás en este año, porque hablaste rebelión contra Jehová. Y en el mismo año murió Hananías, en el mes séptimo.

“Abrid vuestros oídos.”
Gálatas 1:8-9 Mas si aun nosotros, o un ángel del cielo, os anunciare otro evangelio diferente del que os hemos anunciado, sea anatema. Como antes hemos dicho, también ahora lo repito: Si alguno os predica diferente evangelio del que habéis recibido, sea anatema.

“Jehová advierte de muchas maneras al hombre para que le obedezca”
1 Reyes 6:12 Con relación a esta casa que tú edificas, si anduvieres en mis estatutos e hicieres mis decretos, y guardares todos mis mandamientos andando en ellos, yo cumpliré contigo mi palabra que hablé a David tu padre;

1 Reyes 9:4 Y si tú anduvieres delante de mí como anduvo David tu padre, en integridad de corazón y en equidad, haciendo todas las cosas que yo te he mandado, y guardando mis estatutos y mis decretos,

“Al que obedece a Jehová no ha hay que doctrinarlo con doctrinas de la prosperidad, porque Jehová ha prometido a los que los obedecen que serán bendecidos. El hombre que obedece a DIOS da testimonio de lo que Jehová le ha puesto en sus manos, no hay que predicar prosperidad, lo que hay que predicar es el Evangelio Eterno.”
1 Crónicas 22:13 Entonces serás prosperado, si cuidares de poner por obra los estatutos y decretos que Jehová mandó a Moisés para Israel. Esfuérzate, pues, y cobra ánimo; no temas, ni desmayes.

2 Crónicas 7:17-18 Y si tú anduvieres delante de mí como anduvo David tu padre, e hicieres todas las cosas que yo te he mandado, y guardares mis estatutos y mis decretos, yo confirmaré el trono de tu reino, como pacté con David tu padre, diciendo: No te faltará varón que gobierne en Israel.

Josué 1:7 Solamente esfuérzate y sé muy valiente, para cuidar de hacer conforme a toda la ley que mi siervo Moisés te mandó; no te apartes de ella ni a diestra ni a siniestra, para que seas prosperado en todas las cosas que emprendas.
Josué 1:8 Nunca se apartará de tu boca este libro de la ley, sino que de día y de noche meditarás en él, para que guardes y hagas conforme a todo lo que en él está escrito; porque entonces harás prosperar tu camino, y todo te saldrá bien.

Bendiciones
Levítico 26:1-12

Maldiciones
Levítico 26:14-43
Deuteronomio. (28.15-68)

Salmos 50:23 El que sacrifica alabanza me honrará; Y al que ordenare su camino, Le mostraré la salvación de Dios.

1 Corintios 16:22 El que no amare al Señor Jesucristo, sea anatema. El Señor viene.

Textos tomados de: Reina de Valera 1960

Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 2.226 seguidores